Participación, coordinación y sostenibilidad

En el camino que la UNED debe recorrer para realizar los cambios que resultan imprescindibles, es fundamental contar con el apoyo de la comunidad universitaria. Analizar, debatir y consensuar las posibilidades y afrontar decisiones que no van a ser fáciles es una tarea que nos implica a todos. Para afrontar los retos de futuro es imprescindible gestionar el conocimiento colectivo que tiene nuestra organización de manera que la información disponible nos permita conocer mejor nuestras necesidades, las fortalezas y debilidades, y orientar adecuadamente nuestra estrategia hacia la sociedad. Necesitamos aprovechar el potencial de conocimiento e innovación que hoy se mantiene disperso, aislado y sin incidencia en la propia UNED, y para ello debemos mejorar los mecanismos de participación y potenciar la coordinación entre los diversos componentes de la universidad.

La responsabilidad social forma parte de un contexto más amplio que se relaciona con la sostenibilidad, la intervención ambiental y la transparencia. Presentamos a continuación algunas de las medidas para situar a la UNED, de nuevo, a la par que el resto de universidades españolas en lo que respecta a la participación, responsabilidad social y sostenibilidad.

  • En línea con las acciones de dinamización e implicación organizativa emprendidas por otras universidades de prestigio internacional, proponemos abrir un espacio permanente de consulta y opinión sobre la orientación estratégica de la UNED que no recoja información de modo unidireccional, sino que permita la retroalimentación en doble dirección. Hay grandes cuestiones sobre las que es preciso abrir un periodo de debate y consulta a la comunidad universitaria, entre otras y las más urgentes:
    • El modelo metodológico y organizativo de la UNED.
    • La revisión del modelo docente.
    • La formación permanente.
    • El abandono de estudiantes y medidas para su vinculación con la UNED.
  • Para organizar el proceso de apertura se tendrán en cuenta en una primera fase todos los materiales ya elaborados en la UNED por la multitud de comisiones, grupos y redes de investigación y de innovación que han hecho sus contribuciones y desarrollado numerosas experiencias a lo largo de los últimos años.
  • Hacer viable un proceso de este tipo y envergadura en la UNED requerirá metodologías propias de la innovación abierta y la gestión de comunidades en espacios digitales, aplicando las buenas prácticas fruto de las experiencias internacionales en situaciones similares, habilitando espacios digitales donde se disponga en abierto, para toda la comunidad universitaria, de materiales, análisis estratégicos, resultados de evaluaciones y medidas piloto que se realicen durante el proceso.
  • En buena medida estas acciones tendrán que aplicarse simultáneamente a otras iniciativas de cambio estructural previstas en este documento, como son la revisión de la RPT del PAS —para acompasar las acciones con los recursos humanos capaces de realizarlo—, la auditoría tecnológica o el plan de revisión de la estructura territorial de los centros asociados.
  • En el terreno de la sostenibilidad, actualmente en la UNED existen multitud de iniciativas emprendidas tanto por unidades y departamentos —entre otras, el Portal de Datos Abiertos y la Estrategia de Eficiencia Energética de la OTOM, o el Grupo de Biblioteca Sostenible— como por profesores y miembros del PAS a nivel particular. Son iniciativas de enorme valor que deben ser potenciadas e incentivadas adecuadamente. A corto plazo, proponemos mapear y articular esas experiencias dentro de un plan de mayor entidad que permita su proyección en otros niveles dentro de la institución, así como explotar sus beneficios hacia el exterior de la UNED, compartiendo esas iniciativas con la sociedad y en colaboración con otros agentes interesados en el ámbito local, autonómico e internacional.
  • Como actuación en favor de la sostenibilidad a medio plazo, proponemos integrarnos de manera activa en la comisión CRUE-Sostenibilidad y utilizar las herramientas generadas en ese marco para diagnosticar nuestra situación y desarrollar una política integral de sostenibilidad ambiental que mejore la implicación y sensibilización de nuestra comunidad universitaria, tanto en la sede central como en los centros asociados. Las actuaciones comprenden tres ámbitos:
    • Docencia: contamos ya con asignaturas de grado, máster y formación permanente relacionadas con el desarrollo sostenible; es necesario integrarlas y visibilizarlas de manera coordinada
    • Investigación y transferencia: elaboración de un mapa de equipos y proyectos relacionados con la promoción del desarrollo sostenible; inclusión en el Plan Propio de Investigación de proyectos, becas y ayudas sobre sostenibilidad, desarrollo sostenible, medio ambiente y educación para la sostenibilidad; promoción de convenios con las entidades locales para la realización de jornadas de divulgación o proyectos de investigación al respecto
    • Urbanismo y biodiversidad: revisión ambiental del proyecto de edificación del Campus de Las Rozas; plan ambiental sobre la gestión de nuestras zonas verdes para la promoción de la biodiversidad, con identificación de especies, paneles interpretativos, disposición de contenedores de compostaje y habilitación de huertos públicos.
    • Energía  y agua: elaboración de una guía de buenas prácticas para el ahorro energético en los centros asociados, a partir de la experiencia de la OTOM.
    • Mapa de movilidad en la sede central y los centros asociados, con el fin de eliminar progresivamente las barreras arquitectónicas.